Es muy importante la información que se da a la audiencia cuando te presentan como expositor. Aunque la información equivocada difícilmente va a hacer que fracase la exposición, la manera correcta de presentar a un expositor puede servir como plataforma de lanzamiento para su exposición. Lo primero que tienes que hacer como expositor es escribir el texto que será leído cuando te presenten ante la audiencia. Después de todo, ¿quien conoce mejor lo que has hecho que tu? Una vez que tengas el texto, entrégalo al presentador y pídele que lo lea contigo por si tiene cualquier duda (también sirve para checar la entonación y pronunciación). El presentador te lo agradecerá ya que facilitarás su labor. Además, no te expones a que mencione información falsa o cuestionable.

¿Que se debe incluir cuando se presenta a un expositor?

-Debe incluir información relevante para la audiencia en esa presentación en particular. Si vas a hablar de equipos de trabajo, menciona los reconocimientos que has recibido o el trabajo que has desempeñado en esa área. De nada le sirve a la audiencia saber que recibiste un reconocimiento en forestación cuando no es el tema a tratar.

-Debe establecer tu credibilidad sin ponerte en un pedestal.  La gente respeta a la autoridad, pero confía en la gente que es similar a ella.

-Debe incluir los beneficios que obtendrá la audiencia al escucharte. A la gente no le gusta sentarse durante horas escuchando a otras personas hablar sin saber que hay un retorno de inversión de su tiempo y atención. Una buena introducción le dice a la audiencia los beneficios que recibirá de la exposición sin revelar toda la información.

-Debe ser breve, de 1 a 2 minutos como máximo.

Anuncios